• Jorge David Chapas

Naciones nivel “Champions League”


¡Es la inflación de dinero lo que genera la inflación de precios!


Mañana sábado se juega la final de la Champions League, tal vez, el mejor partido del año a nivel de clubes. Estos partidos son los mejores porque estos clubes tienen a los mejores jugadores del mundo en sus plantillas, invierten muchísimo en sus estadios y contratan a los mejores directores técnicos.


Si como países queremos estar entre los mejores del mundo, digna ambición de quien se precie un auténtico patriota, debemos hacer cambios que vayan a la raíz de nuestros males: el sistema estatista. Transitar al capitalismo liberal es imperativo si queremos acabar con la inflación galopante, esa subida de precios que no nos deja llegar holgados a fin de mes.


Hasta los años 30, en casi todos los países del mundo, los billetes de papel eran emitidos por bancos privados, con respaldo en oro. Guatemala no era la excepción. Fue la Revolución de Octubre de 1944 la que nos heredó el abandono del patrón oro y desde entonces nuestra moneda padece inflación. Hoy en día es el Banguat quien, mediante la Ley monetaria (Decreto 17-2002), tiene el monopolio de impresión e inyección de dinero en la economía. En 2020, bajo la excusa del Covid-19 y en el marco del Plan General para la Recuperación Económica emitió enormes cantidades de dinero, contribuyendo así al incremento de los precios que hoy sufrimos todos.


Si queremos ser parte de la élite de países desarrollados y alcanzar el nivel Champions League de naciones, debemos volver al patrón oro. Ello implica derogar aquella ley mala y sustituirla por una ley de paridad, una ley buena. Claro, la transición no es fácil y requiere, en principio, de voluntad política y de partidos políticos de derecha buena; y en definitiva, de profundas reformas tendientes a la privatización, la desregulación y la apertura de los mercados a la competencia.

12 visualizaciones0 comentarios

Entradas relacionadas

Ver todo