top of page

Derecha mala

Por estatista, gradualista, incompleta e incongruente





La izquierda es mala porque sus políticas públicas solo pueden generar pobreza, delincuencia, corrupción, desorden e injusticia. Sus diferencias son de grado, por eso puede ser violenta o menos violenta. La derecha, por el contrario, es buena por naturaleza, pero cuando sus representantes no saben, no quieren o no pueden defender sus principios y métodos, entonces degenera, pudiendo ser “mala” o “buena”.


En la derecha mala encontramos varias facciones: 1) derecha mala politiquera, la cual es representada por personas, grupos y partidos políticos, antiguos o nuevos, que se dicen de “derecha” porque abrazan principios como la propiedad, la protección de la vida y la familia, y los valores cristianos, no obstante, su juego es meramente defensivo, gradual, inútil y tardío, o sus políticas públicas terminan siendo más de lo mismo: estatizar, sobrerregular y cerrar los mercados a la competencia.


2) Derecha mala “youtubera”. Aquí encontramos a los libertarios, aquellos que defienden el libre mercado pero no los valores tradicionales a la vida, el matrimonio y la familia, cayendo en una gran incongruencia. Los hay también “batalladores culturales”, aquellos conservadores que piensan que se puede revertir la agenda LGBITQ+ y la ideología de género con “Likes” en videos, conferencias, libros y marchas por la vida. Finalmente, los hay “cristianos”, católicos y evangélicos, igualmente perdidos, con mentalidad anticapitalista, miedosos, comodones y con una visión “milagrera” de Dios.


¡Que falta que hace una buena derecha! Con un proyecto de transición al capitalismo, auténticamente liberal clásica, radical, completa y congruente. A favor de privatizar, desregular y abrir los mercados a la competencia. Que sepa, quiera y pueda dar la batalla política, ¡la batalla crucial!


Conoce más aquí.

21 visualizaciones0 comentarios

Entradas relacionadas

Ver todo

ความคิดเห็น


bottom of page